El taburete de Sumersión

A continuación vamos a hablar sobre un clásico en el tema de las torturas, siendo este uno de los métodos que más furor causó en la Edad Moderna, sobretodo en Inglaterra y sus colonias de Norteamérica.Es quizás uno de los métodos menos sangrientos de nuestra lista, pero igualmente era terrible.

La víctima del suplicio era atada de manos y pies a una silla de madera que estaba atada con una cuerda al extremo de una palanca,provocando así que se balancease en el aire. Este artilugio se emplazaba en las orillas de algún río, lago o estanque, aunque se dieron casos en algunas ciudades de sumergirlos en un barreño de madera de grandes dimensiones. Una o varias personas se dedicaban a accionar la palanca, con lo cual sumergían a la víctima en el agua, consistiendo la tortura en sumergirla y sacarla en sucesivas ocasiones, siendo muy prolongado el tiempo de sumersión, el cual era decidido por los torturadores. Esto acarreaba a la víctima una sensación de agobio y desasosiego, siendo éste el mejor de sus efectos, pues en casos extremos se llegó a la muerte del procesado o bien por ahogamiento o bien por hipotermia a causa de las bajas temperaturas de las aguas. Este método de tortura solía aplicarse de forma especial en los interrogatorios a los distintos tipos de criminales, así como a las mujeres acusadas de prostitución o brujería.taburete de sumersion

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s